Finalmente, se reglamentaron los cambios establecidos en el impuesto a las ganancias luego de la modificación de la ley, por la cual quienes ganen hasta 150 mil pesos en bruto por mes dejarán de pagar el tributo, como así también personas jubiladas o pensionadas que perciban hasta 8 jubilaciones mínimas. La medida beneficiará a más de 1.200.000 personas.

Además, la modificación a la ley es retroactiva a enero, por lo que los descuentos efectuados hasta la fecha deberán ser devueltos en cinco cuotas consecutivas a partir de julio. La medida también impacta en el aguinaldo, que estará exento de los descuentos por ganancias, para el universo de personas alcanzadas por las modificaciones.

Así lo confirmó la titular de Afip, Mercedes Marcó del Pont quien aseguró que “la ley impulsada por el oficialismo permite que sólo 1 de cada 10 trabajadores en relación de dependencia se vea alcanzado por el impuesto”. De acuerdo a las estimaciones de la funcionaria, el ingreso adicional por esta vía para trabajadores y trabajadoras totaliza unos “50 mil millones de pesos”.

Por otra parte, la devolución de lo descontado por ganancias de enero a la fecha, que será efectivizada en cinco cuotas consecutivas a partir de julio, implica una suma cercana a los 10 mil millones de pesos para el universo de personas alcanzadas por la modificación de la ley.

Marcó del Pont aseguró que los cambios “ofrecerán un importante estímulo al mercado interno. La medida permite recomponer ingresos y apuntalar el consumo. Alrededor del 90% de las trabajadoras y los trabajadores no pagarán el impuesto”. Además, entre las modificaciones que se incluyeron al proyecto se encuentra la exclusión del cálculo del gravamen del aguinaldo de los que están beneficiados con esta medida. 

Por otro lado, también queda excluido del pago de ganancias el reintegro de gastos de guardería para los hijos e hijas de hasta 3 años, con un monto de hasta $67.000 por año, mientras que se duplicará la deducción que se paga por hijo/a con discapacidad, que actualmente es de $78.833 al año. 

Además, no tributará impuesto a las ganancias la provisión de ropa de trabajo, equipamiento para uso exclusivo en el lugar de trabajo y el otorgamiento o pago de cursos de capacitación.

Finalmente, la funcionaria aclaró que quienes perciban salarios por encima de los 150 mil pesos y hasta los 173 mil, “verán una reducción en la carga tributaria”. También y hasta el 20 de septiembre se prorrogó la decisión de eximir del impuesto a las ganancias, las horas extras realizadas por el personal de salud en el marco de la pandemia.

Cba24n

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here