“Hay hombres que luchan un día y son buenos. Hay otros que luchan un año y son mejores. Hay quienes luchan muchos años, y son muy buenos. Pero los hay que luchan toda la vida: esos son los imprescindibles”. Bertold Bretch

Compañero. Militante. Luchador. Solidario. Generador de trabajo. Todas estas palabras se repiten a la hora de recordar a Jorge “Negro” Aguirre. A un mes de su fallecimiento, ocurrido el 2 de octubre pasado, la Cooperativa Integral le rindió homenaje. Su muerte enlutó a la institución de la que formó parte y defendió a ultranza en cada conflicto.

“Esto que hoy es un recuerdo del Negro sea un ejercicio que nos ayude a tomar conciencia de que somos parte de una historia que hay que seguir construyendo”, expresó Rodolfo Frizza, subgerente General de la Coopi.  

Nació el 13 de marzo de 1950. Fue padre de cuatro hijas Paula, Natalia, Victoria y Lucía; y abuelo de varios nietos. Estaba casado con su compañera de toda la vida, Yolanda “Melo” Ávila.

Desde muy joven se entregó a la militancia política. Estuvo vinculado a organizaciones sociales y participó en agrupaciones de la izquierda peronista. Desde que se radicó en Carlos Paz, en los primeros años de la década del 80, ejerció varios oficios.

“Cuando ingresé a la Coopi, en 1987, el Negro salía todos los días a repartir las facturas casa por casa. Cuando volvía, se ponía a la par a ayudarme a atender la gente, porque había cola de personas que reclamaban por falta de agua, por la calidad. Cuando terminaba su jornada laboral en la Coopi, agarraba la heladerita y se iba a El Fantasio a vender helados”, recordó Silvia Corace, trabajadora jubilada de la Coopi.

El ingeniero Ciro Rodríguez lo recordó como una persona que “peleaba por atender las necesidades más básicas”. Rememoró cuando, por intervención del Negro, la Cooperativa comenzó distribuir gas en garrafa. Entre las anécdotas, acotó: “No sé a quién le mangueó un camioncito con un tanque y en el 2001 iba a buscar leche a los campos para repartirla”.

“El Negro peleaba por los más pobres”, dijo y mencionó la ayuda que recibió cuando Aguirre gerenciaba la Mutual Integral y él estaba sin trabajo y con dificultades para comprar comida para su familia. “Cuando alguien lo critica al Negro o habla mal de la Mutual Integral, yo les digo que él no me conocía y me dio una mano”.

Aguirre fue, además, fundador de la Cooperativa El Panal y participó del Movimiento Evita y de la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular. El dirigente cordobés Pablo “Nori” Montes lo recordó como “un compañero militante”. “Lo vamos a recordar por cómo quería a los compañeros”, destacó.

El secretario general del SIPOS, Gustavo Valdez, destacó su solidaridad, compañerismo y lo definió como “un constructor permanente”. “No podía concebir la injusticia, la pobreza, la exclusión, la marginalidad, la vulnerabilidad social. Fue un incansable de militante de la construcción de una nueva sociedad”, dijo.

El intelectual Vicente Zito Lema también lo recordó como “un verdadero compañero luchador”. “Que nos haya dejado nos da pena y tristeza, pero lo recordaremos con la potencia de todo lo que dio en vida”, expresó.

Nota correspondiente a la edición n° 547 del periódico La Jornada, del 27 de noviembre de 2019.

Compartí esta nota y seguinos en las redes
error

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here