Tras las tensiones vividas en Bolivia durante las últimas semanas, el presidente Evo Morales y el vicepresidente García Linera renunciaron a sus cargos este domingo.

La duda ahora es sobre quién quedará a cargo de la presidencia. El orden constitucional de ese país indica que debería ser la titular del Senado, quien hoy lleva el nombre de Adriana Salvatierra.

Dado que no renunció, Salvatierra, si decide aceptar la sucesión constitucional, quedaría al mando de Bolivia. De todas maneras, previo a eso se debe esperar la resolución de la Asamblea Legislativa, que debe aprobar o rechazar las renuncias de Morales y García Linera.

Cabe aclarar que hay un pedido desde distintos sectores de la sociedad boliviana para que se conforme una comisión representativa que administre el poder mientras se convoca a nuevas elecciones.

Cba24n

Compartí esta nota y seguinos en las redes
error

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here